Cultivando buganvillas

Cultivando buganvillas

Es importante saber qué necesita y qué puede ser enemigo para su floración, tengamos algo claro que esos colores que vemos sobresalir sobre sus hojas verdes en realidad no son su flor sino, más bien, las brácteas que protegen la auténtica floración, es pequeño y blanco. ¡Un maravilloso guardián que puedes disfrutar de manera sencilla!

La Buganvilla es una planta que se adapta bien incluso a los climas marcados por veranos calurosos e inviernos fríos. Lo cierto es que podemos disfrutar de este arbusto con flor de un año a otro si sabemos resguardarlo de uno de sus principales enemigos: la bajada de temperaturas nocturna propia de los meses duros de invierno.

Si vivimos en un clima templado, no solo podremos disfrutarla en exterior siempre, sino que, podremos disfrutarla continuamente en flor. Sin embargo, si donde vivimos sí hay cambios de temperatura entre el verano y el invierno, habremos de tomar algunas precauciones. A pesar de  lo que se puede oir, es menos friolera de lo que parece, según la variedad, aguanta entre 3 y 7 grados bajo cero, si la tenemos en maceta lo ideal es guardarla a cubierto durante el invierno.

Si la tenemos plantada directamente en el suelo, podemos recubrirla directamente con una manta térmica de jardinería durante los meses más duros para evitar que el frío pueda matarla.

la Buganvilla, plantada directamente en suelo, puede alcanzar los 10 metros de altura. La Buganvilla, cuando es pirámide, es perfecta para crecer en paralelo con una pared.

                Buganvilla pared

Luz, Riego y Abono.

Ni exigente ni demasiado difícil de cultivar. Es curioso, en realidad, descubrir que la Buganvilla es una planta trepadora acostumbrada a vivir en suelos de carácter pobre. Es más: a diferencia de otros muchos arbustos con flor, no tolera bien el exceso de abono cuando está plantada directamente en el suelo del jardín. Y, lógicamente, tampoco si lo hace en una maceta, aunque aquí sí necesitará de la ayuda de un abono de plantas de flor de 1 L, o su versión ECO, el fertilizante universal de 1 L, recomendamos abonar cada 15 días en verano y primavera.

Casi puede catalogarse como planta rústica, nos referímos no solo a sus pocas necesidades de suelo rico en nutrientes sino, también, a sus escasas necesidades de agua. Si bien durante el invierno lo ideal es que se riegue con agua de lluvia o, en interior, que la dejemos en reposo; durante el verano no será excesivamente exigente: bastará con un riego semanal si está plantada directamente en suelo, y un par de riegos semanales si está en una maceta. Consejo: para estos riegos, es más que recomendable evitar mojar sus hojas y concentrarnos solo en hidratar sus raíces. La luz. Aquí no hay medidas, sino que es importante que reciba toda la luz que sea posible, tanto en interior como en exterior, tanto en maceta como plantada en suelo.

Y solo así, con estos cuidados, podremos disfrutar de esas brácteas de colores tan espectaculares como el fuxia, el naranja, el rojo o el amarillo. Solo así podremos gozar de una planta trepadora que, sin pedir mucho, es un auténtico regalo para la vista.

Las zonas costeras son el lugar preferido para la Buganvilla

               Buganvilla costa

Transplantar la buganvilla a una maceta

En primer lugar, debes escoger una maceta adecuada, que tenga agujeros de drenaje, y que sea lo suficientemente grande para que crezca,  la maceta ideal será una de terracota: es porosa y permite que respire. Se recomienda que la maceta mida al menos 40-50 cm de diámetro y 30-40 cm de profundidad, y que sea resistente para poder soportar el peso de la buganvilla, aplicaremos hormonas de enraizamiento, Enraizante 50 ml de MassoEstimulador de raices MyccoVital de Neudorff que además es ecológico. preparar el recipiente donde la planta echará las raíces. Debes llenarlo con un sustrato húmedo, pero bien drenado mezclarlo con humus de lombriz. Si quieres mejorar la ventilación puedes usar perlita y vermiculita, acomoda la planta, y cúbrelo con una bolsa de plástico transparente. Así crearás un ambiente cálido y húmedo. Es importante en esta primera fase que te asegures de que el sustrato no está encharcado, pero sí suficientemente húmedo. A las 4 o 6 semanas, el crecimiento de la planta empezará a ser notable. Consejo: lo ideal es hacerlo en primavera y poner en la parte inferior bolas de arcilla expandida que mantienen aireadas las raíces y son una pequeña reserva de agua en época de sequia.

Evita las plagas

Por lo general, los ataques más usuales de la Buganvilla suelen ser pulgón y cochinilla.

Para el pulgón: jardinagro.com te recomienda el spruzit pistola de 500 ml y el antipulgón pistola de 500 ml, ambos son ecológicos, totalmente naturales y respetuosos con el medio ambiente y con la planta.

Para la cochinilla: te recomiendamos que uses primero jabón potásico, jardinagro.com lo tiene de diferentes casas, y formatos, el jabón potásico pistola de Neudorff, el jabón potásico de Masso, por último el Bio Jacks y 24 h después un anticochinillas.

Nota: cuanto más sol directo, más floración.

Si te ha gustado el artículo, déjanos tu opinión en los comentarios o compártelo en tus redes sociales, y si tienes alguna consulta puedes ponerte en contacto con nosotros a través del correo electrónico o visitando nuestra tienda física. Estamos en Viella-Siero, Asturias.

Publicado el 08/08/2023 por Alejandro, jardinagro.com Home, Jardineria 133

Categorías del blog

Buscar en el blog

Artículos relacionados

Ant.
Sig.

No hay productos

A determinar Envío
0,00 € Total

Pagar